Afantasia: las personas con esta extraña condición no tienen problemas con su memoria espacial

Publicado el
Afantasia: las personas con esta extraña condición no tienen problemas con su memoria espacial

Imágenes utilizadas y los dibujos resultantes, extraídos de memoria o copiados de una fotografía. Bainbridge et al. / Cortex, 2020

Existe un grupo de personas que no pueden componer imágenes mentales sin estimulación externa, en una rara condición llamada afantasia. Aun así, una nueva investigación publicada en Cortex, ha encontrado la memoria espacial todavía funciona normalmente en estas personas “sin imaginación”.  

Las personas con afantasia pueden tener dificultades no solo para fantasear (por ejemplo, imaginar una ballena rosa), sino también para imaginar algo ya vivido. Las investigaciones muestran que existen problemas con la memoria episódica en la afantasia. Puede ser difícil para las personas recuperar recuerdos completos, así como algunos detalles sobre ellos.

Sin embargo, debido a que no se sabe mucho acerca de cómo la afantasia afecta otros aspectos de la memoria humana, un equipo de investigadores de la Universidad de Chicago decidieron averiguarlo. El equipo, dirigido por Wilma Bainbridge, probó cómo afecta la afantasia a la capacidad de recordar escenas individuales en detalle.

El experimento

El estudio involucró a 61 personas con afantasia y 62 voluntarios del grupo de control con una capacidad normal para componer imágenes mentales. Antes del inicio del estudio, todos los participantes llenaron un cuestionario estandarizado que permite evaluar la claridad de las imágenes mentales visualizadas.

Durante el experimento en sí, a los participantes se les mostró una fotografía de una de tres habitaciones durante 10 segundos. Luego, por tiempo ilimitado, se les pidió que la dibujaran de memoria. Después se mostró a los participantes un conjunto de fotografías, ya sea de la misma habitación u otras, y se les pidió que respondieran si habían visto esta habitación antes.

Luego, se mostró nuevamente la foto original de la sala, y se les pidió que la dibujaran también por tiempo ilimitado. Esta vez la foto no se eliminó y los participantes pudieron mirarla todo el tiempo durante la tarea. A continuación, también se preguntó a los participantes qué tan bien podían dibujar. Todo el experimento duró aproximadamente media hora.

Resultados

En total, los científicos lograron recopilar 655 dibujos, que fueron sometidos a revisión por 2795 usuarios de la plataforma de internet Amazon Mechanical Turk. Los usuarios evaluaron los dibujos de acuerdo con 4 parámetros: el número de objetos copiados de la fotografía original, su ubicación en el dibujo, el número de detalles de la imagen transmitidos correctamente y el número de objetos que no estaban en la fotografía original.

Al dibujar salas de memoria, los participantes del grupo de control transfirieron significativamente más objetos de la fotografía real a la imagen que los participantes del grupo con afantasia. También pasaron menos tiempo dibujando. Al mismo tiempo, no se observaron diferencias significativas entre los grupos, ni en la cantidad de objetos copiados ni en el tiempo dedicado a dibujar.

Así mismo, ambos grupos fueron igualmente buenos para transferir la ubicación de los objetos en una fotografía real cuando la dibujaron de memoria. Aunque los participantes del grupo de control agregaron con mayor frecuencia objetos inexistentes.

Los autores creen que, a pesar de que la memoria semántica no funciona bien en las personas con afantasia, su memoria espacial sí funciona bien. Las personas con afantasia son peores para recrear los detalles de lo que ven, pero pueden recordar la disposición de los objetos en el espacio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.