Astrónomos encuentran una “pluma” uniendo dos brazos de la Vía Láctea, la primera de su tipo

Publicado el
Astrónomos encuentran una “pluma” uniendo dos brazos de la Vía Láctea, la primera de su tipo

Vía Láctea / Wikimedia Commons

Debido a que estamos dentro de la Vía Láctea, es muy difícil conocer su estructura. Aun así, los astrónomos se las ingenian para encontrar nuevas y emocionantes formaciones en la misma galaxia. Ahora, una investigación publicada en Astrophysical Journal Letters ha detectado una “pluma”.

El equipo internacional de científicos estuvo liderado por la astrofísica Veena V.S. de la Universidad de Colonia. Ellos detectaron un filamento largo y delgado de gas frío y denso que se extiende alegremente desde el centro galáctico, el cual conecta dos de los brazos espirales de la galaxia.

Esta es la primera vez que se detecta en la Vía Láctea una estructura de este tipo, similar a una pluma que se abre en abanico central. Los investigadores la bautizaron como “onda Gangotri” en honor al glaciar que es la fuente del río más largo de la India, el Ganges. En hindi y otros idiomas indios, la Vía Láctea se llama Akasha Ganga, “el río Ganges en el cielo”.

Veena y sus colegas descubrieron la onda Gangotri al buscar nubes de gas de monóxido de carbono frío, el cual es denso y fácil de rastrear, en datos del telescopio APEX en San Pedro de Atacama, Chile.

La onda Gangotri

La estructura se extiende de 6.000 a 13.000 años luz desde el brazo Norma de la Vía Láctea hasta un brazo menor cerca del centro galáctico llamado brazo de 3 kiloparsec. Está situada a 17.000 años luz del Centro Galáctico. Se cree que su masa total es de al menos 9 millones de veces la del Sol.

Hasta ahora, todos los demás zarcillos de gas conocidos en la Vía Láctea se alinean con los brazos espirales. La onda Gangotri tiene otra característica inusual: su ondulación. El filamento parece oscilar hacia arriba y hacia abajo como una onda sinusoidal en el transcurso de miles de años luz. Los astrónomos no están seguros de qué podría causar eso, dice Veena.

Otras galaxias tienen formaciones similares. Sin embargo, cuando se trata de la Vía Láctea, “es muy, muy difícil” trazar un mapa de la estructura de la galaxia desde adentro hacia afuera, señala la astrónoma. Ella espera encontrar más plumas galácticas y otros fragmentos de la estructura de nuestra galaxia. “Uno por uno, podremos trazar un mapa de la Vía Láctea”, añade.

A comienzos de este año, astrónomos revelaron un brazo extra dentro de nuestra galaxia y un «espolón» que sale del Brazo de Sagitario. Además, recientemente otro equipo observó que existe una misteriosa barrera que mantiene a los rayos cósmicos fuera del centro galáctico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.