Científicos encuentran los primeros rastros de agua dulce de hace 4 mil millones de años

Publicado el
Científicos encuentran los primeros rastros de agua dulce de hace 4 mil millones de años

Representación de rastros de agua en un cristal de circón. Robotitus/Playground

Un estudio publicado en la revista Nature Geoscience ha revelado que la superficie de la Tierra fue rociada por primera vez con agua dulce hace aproximadamente 4 mil millones de años. Esto es 500 millones de años antes de lo que se pensaba anteriormente.

Un equipo de investigadores de Australia y China utilizó isótopos de oxígeno atrapados en minerales antiguos para determinar cuándo aparecieron los primeros signos de agua dulce en nuestro planeta recién formado.

Las Colinas Jack, en Australia Occidental, contienen el material más antiguo que se ha conservado de la corteza terrestre. Durante 4.4 mil millones de años, estos minerales primordiales han permanecido relativamente inalterados por el calor y la presión.

A pesar de que el paisaje seco y polvoriento de las Colinas Jack recibe poca agua en la actualidad, los científicos encontraron evidencia de las lluvias más antiguas de la Tierra atrapadas dentro de los cristales de circón del Hadeano, un descubrimiento que cambia significativamente nuestra comprensión de la historia hidrológica del planeta.

«Al examinar la edad y los isótopos de oxígeno en diminutos cristales de circón, encontramos firmas isotópicas inusualmente ligeras que datan de hace cuatro mil millones de años», explica Hamed Gamaleldien, geólogo y autor principal del estudio de la Universidad Curtin. 

El estudio

Gamaleldien y sus colegas utilizaron espectrometría de masas de iones secundarios para analizar los diminutos granos de circón y deducir qué isótopos de oxígeno estaban presentes en el magma del que se formaron los cristales.

Los cristales de circón de las Colinas Jack presentaban composiciones isotópicamente ligeras, posibles solo si se formaron bajo el manto y fueron expuestos al agua dulce, específicamente agua meteórica, la cual ha caído recientemente del cielo. Dentro de estos cristales, entonces, podría estar la evidencia de las primeras lluvias de la Tierra, penetrando en las capas superficiales de su recién endurecida corteza.

«Estas firmas isotópicas ligeras son típicamente el resultado de agua caliente y fresca alterando las rocas a varios kilómetros bajo la superficie terrestre», agrega Gamaleldien. Este hallazgo desafía la teoría existente de que hace cuatro mil millones de años la Tierra estaba completamente cubierta por un océano

Importancia

Esta investigación tiene implicaciones para muchas áreas de la ciencia. «Este descubrimiento también sugiere que las masas terrestres y el agua dulce sentaron las bases para que la vida floreciera en un periodo de tiempo relativamente corto: menos de 600 millones de años después de la formación del planeta», afirma Hugo Olierook, geocientífico de la Universidad Curtin y coautor del estudio.

Hasta ahora, se creía que la corteza estaba sumergida bajo un océano en ese tiempo; algunos de los primeros organismos terrestres conocidos son arrecifes microbianos de 3.48 mil millones de años llamados estromatolitos, descubiertos a poco más de 800 kilómetros al norte de las Colinas Jack, en el Cratón de Pilbara.

Sin embargo, esta nueva investigación sugiere que las tierras secas, los reservorios de agua dulce, el ciclo del agua y posiblemente incluso la vida en la Tierra emergieron mucho antes de lo que pensábamos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *