Confirmado: acariciar focas robots bebés aumenta la felicidad  

Publicado el
Confirmado: acariciar focas robots bebés aumenta la felicidad  

A un grupo de investigadores de la Universidad de BenGurión, en el sur de Israel, se les ocurrió la idea que era momento de confirmar algo que tiene todo el sentido del mundo: si acaricias una foca bebé robot – de origen japonés – te sentirás mejor anímicamente.

El robot PARO, de tamaño pequeño, con forma de peluche y de color blanco, produce sonidos similares a los de una foca y mueve su cabeza y aletas cuando lo tocas o le hablas.

Al analizar cómo las personas mimaron por un tiempo determinado – casi una hora – al robot japonés, los participantes indicaron que se sintieron con mejor humor, sintieron reducir algunos dolores, tanto severos como leves.

 

Uno de los descubrimientos que más llamó la atención fue que las personas que acariciaron más tiempo a PARO registraron menores niveles de oxitocina.

Según lo investigado, los altos niveles de oxitocina se relacionan con el contacto de niños, parejas o madres – de ahí viene ese término popular como “la hormona del amor” – aunque se ha determinado que el aumento de esta hormona también está relacionada con un estrés elevado.

«Estos descubrimientos ofrecen nuevas estrategias para el manejo del dolor y para mejorar el bienestar, algo que resulta particularmente necesario en este momento, en el que el distanciamiento social es un factor crucial para la salud pública«, señaló la doctora Shelly Levy-Tzedek, del departamento de Terapia Corporal de la universidad.

Fuente: Nature

2 respuestas a «Confirmado: acariciar focas robots bebés aumenta la felicidad  »

  1. Eso se parece al capitulo de los simpsons donde le daban a los ancianos las focas bebés robots, y después se vuelven malvadas… XD

Responder a jmitre 41 Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *