La edad de la retina revela si estamos en riesgo de muerte prematura

Publicado el
La edad de la retina revela si estamos en riesgo de muerte prematura

Dicen que los ojos no mienten, y se puede ver tanto a través de ellos que, según un nuevo estudio, los ojos revelarían si estamos en riesgo de muerte prematura.

La edad de la retina

No todos envejecemos de la misma manera y al mismo ritmo, de ahí que aunque dos personas tengan la misma edad cronológica, biológicamente una puede ser mayor. Ahora, con un modelo de aprendizaje automático, se podría medir la verdadera edad biológica de alguien al mirar sus ojos. Es decir, realizando un escaneo ocular, sería posible predecir los años de vida de una persona.

El equipo del Dr. Zhuoting Zhu utilizó imágenes de los ojos tomadas a 46.969 adultos de mediana edad y ancianos que formaban parte del Biobanco del Reino Unido. Primero se analizó el ojo derecho de 11.052 participantes que tenían una salud relativamente buena, con el objetivo de validar la precisión del modelo de aprendizaje automático para la predicción de la edad de la retina. Esto mostró una fuerte asociación entre la edad retiniana predicha y la edad real, con una precisión general dentro de un intervalo de 3,5 años.

La brecha de edad en la retina se evaluó en los 35.917 participantes restantes durante un período de monitoreo promedio de 11 años. Durante este tiempo, 1871 participantes murieron. Y, de acuerdo a los investigadores, aquellas personas con retinas de aspecto más antiguo serían las siguientes en fallecer.

Es importante recalcar que los resultados publicados en British Journal of Ophtalmology son puramente observacionales. En otras palabras, se desconoce qué impulsa la relación entre el envejecimiento de la retina y la muerte prematura a nivel biológico.

Sin embargo, el trabajo se suma a la evidencia previa de que la retina es muy sensible a los daños del envejecimiento, ya que este tejido sensible a la luz, alberga vasos sanguíneos y nervios, revelando información importante sobre la salud vascular y cerebral de un individuo.

«La asociación significativa entre la diferencia de edad de la retina y la mortalidad no cardiovascular/no cancerosa, junto con la creciente evidencia del vínculo entre el ojo y el cerebro, puede respaldar la noción de que la retina es la ‘ventana’ de las enfermedades neurológicas«, escriben los autores.

Ventajas sobre otros biomarcadores

En su publicación, recalcan que las muertes relacionadas con enfermedades cardiovasculares han disminuido en los últimos años gracias a los avances médicos. En ese sentido, el análisis de la retina podría servir como un lente importante para la salud cardiovascular. De hecho, estudios previos han demostrado que las fotografías de la retina ayudarían a predecir los factores de riesgo cardiovascular.

«Este trabajo respalda la hipótesis de que la retina juega un papel importante en el proceso de envejecimiento. Este tejido es sensible a los daños acumulativos del envejecimiento que aumentan el riesgo de mortalidad», concluyen los autores.

Existen también otros predictores de la edad biológica, tales como el reloj de metilación del ADN y el reloj de envejecimiento del transcriptoma. Pero estos no son tan precisos como la edad de la retina; además de ser costosos, lentos e invasivos. Por el contrario, la retina se puede escanear fácilmente en menos de 5 minutos.

«Nuestros hallazgos indican que la edad retiniana podría ser un biomarcador potencial del envejecimiento estrechamente relacionado con el riesgo de mortalidad. Esto implica el potencial de la imagen retiniana como herramienta de detección para la estratificación del riesgo y la entrega de intervenciones personalizadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.