La NASA anuncia un frío y oscuro lugar de aterrizaje para su rover lunar VIPER

Publicado el
La NASA anuncia un frío y oscuro lugar de aterrizaje para su rover lunar VIPER

Ilustración del rover VIPER / NASA

La NASA va a enviar humanos a la Luna, pero antes mandará robots. La agencia ha elegido el área de trabajo para el nuevo rover VIPER: el gran cráter Nobile en la región polar sur de la Luna. El lanzamiento del rover al espacio está previsto para noviembre de 2023, y su vida útil se estima en cien días.

El rover VIPER (Volatiles Investigating Polar Exploration Rover) es creado por Astrobotic Technology bajo un contrato con la NASA por el programa Artemis. El peso total del vehículo lunar de cuatro ruedas será de 430 kilogramos, comparable a un automóvil pequeño.

El rover estará equipado con tres espectrómetros: de neutrones, de masas y uno infrarrojo. Además, tendrá cámaras y un taladro de un metro de largo, que recibirá energía mediante paneles solares.

Agua

Se espera que, en cien días de operación, el dispositivo realice al menos tres sesiones de perforación, analice la composición del regolito y las muestras de suelo obtenidas. La NASA busca también que el vehículo elabore un mapa de la distribución del hielo de agua en las áreas estudiadas del polo sur lunar.

Para la NASA es importante saber dónde está el agua porque llega a descomponerse en sus elementos componentes: hidrógeno y oxígeno. Al mismo tiempo, ambos pueden convertirse en combustible para cohetes.

Enviar humanos a Marte requerirá una gran cantidad de propulsor, el cual es increíblemente pesado para que lo lleve un cohete desde la Tierra. Por lo tanto, probablemente la NASA necesite repostar combustible en la Luna. “Donde hay agua, hay combustible”, afirmó el administrador de la NASA, Bill Nelson. “Eso bien podría ser una estación de servicio para nosotros en el futuro”.

Cráter Nobile

Ahora, la NASA ha anunciado la selección de un sitio para VIPER. Según el comunicado, se trata de un área montañosa al oeste del cráter Nobile de 79 kilómetros, que está casi constantemente en la sombra. Estas características crean una “trampa” fría para el hielo.

El área total es de aproximadamente 93 kilómetros cuadrados, y se espera que la distancia recorrida por el rover sea de entre 16 y 24 kilómetros. La información recopilada por el rover lunar servirá para comprender dónde es mejor colocar una base habitada en la superficie lunar.

El Sol, apenas asomándose por el horizonte, crea sombras de esas montañas que pueden extenderse cientos de millas. Eso sería un problema para VIPER, que depende de la energía solar. Por lo tanto, el vehículo deberá seguir “corredores de luz” mientras las sombras se mueven a través del polo, dijo Anthony Colaprete, científico principal del proyecto.

VIPER será lanzado al espacio por el vehículo de lanzamiento Falcon Heavy de SpaceX y estará a bordo del módulo de descenso Griffin, desarrollado por Astrobotic Technology. El lanzamiento está programado actualmente para noviembre de 2023. VIPER será el primer vehículo lunar de la NASA en 50 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.