La nave espacial japonesa Hayabusa 2 se acerca a bombardear un asteroide

6

Hace 3 años y medio, la nave espacial Hayabusa 2 de la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) partió hacia su destino, un pequeño asteroide llamado Ryugu. La sonda ahora se encuentra a unos 45 kilómetros de distancia y ha empezado a disminuir su velocidad para entrar en órbita y comenzar a explorar el asteroide.

Esto es mucho más difícil de lo que parece. “Las distancias son equivalentes a tratar de alcanzar un objetivo de 6 centímetros en Brasil desde Japón, un pequeño error puede significar que pierdes el objetivo por completo”, dice Elizabeth Tasker de JAXA

Suponiendo que todo vaya según lo previsto, Hayabusa 2 dejará un módulo de aterrizaje grande y tres más pequeños en la superficie de Ryugu para estudiar la composición, la geología y la temperatura del asteroide.

La nave espacial seguirá un procedimiento violento para conseguir muestras frescas. Lleva un proyectil de 2.5 kilogramos cargado con altos explosivos, que se arrojará en la superficie de Ryugu a una velocidad de 2 kilómetros por segundo. Luego recogerá el polvo fresco que no ha sido expuesto directamente al espacio del cráter resultante.

Ryugu tiene una órbita que hace que el retorno de la muestra sea particularmente fácil: oscila desde la órbita de la Tierra hasta más allá de Marte. Es un asteroide relativamente pequeño, de menos de un kilómetro de diámetro, y rota sobre su eje cada 7.6 horas.

Imagen de Ryugu tomada por la nave espacial.

“En general, se cree que pequeños asteroides como Ryugu, fueron creados recientemente en la historia del sistema solar (hace varios cientos de millones de años) durante la fragmentación de un cuerpo parental más grande”, Seiji Sujitaon escribió en el sitio web de JAXA. “El terreno de Ryugu nos contará sobre la división del cuerpo principal y la posterior evolución del asteroide”.

Esto es importante porque los cuerpos primarios de los asteroides fueron los bloques de construcción de los planetas en el sistema solar primitivo. Estudiar asteroides como Ryugu puede decirnos de qué estaban hechos esos bloques de construcción, lo que puede ayudarnos a determinar cómo ciertos materiales, como el agua, llegaron a existir en la Tierra y otros planetas.

Fuene: Jaxa 

Compartir.

Acerca del Autor

Yo soy Robotitus, el administrador de esta página. Si gustas puedes llamarme Titus.

6 comentarios

  1. Me pregunto si la explosión afectaría el curso del asteroide, ya que una onda expansiva tendría otro efecto en el vacío, al… ya saben, tener menos roce(?)

  2. Carlos Vargas el

    Me podrían aclarar algo, como acurrirá la destrucción del asteroide, si, al estar en él espacio no puede existir una explosión, al no estar presente el comburente del oxígeno. Gracias.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: