Mantenerse en casa sí puede reducir la transmisión de la COVID-19, confirma estudio

Publicado el
Mantenerse en casa sí puede reducir la transmisión de la COVID-19, confirma estudio

El distanciamento social puede ayudar en reducir la pandemia

Si pensabas relajar tus medidas de seguridad, o peor aún salir a visitar a tus familiares y amigos, piénsalo nuevamente. Un estudio publicado en JAMA Network Open, ha encontrado que reducir las salidas a la mitad durante la actual pandemia ayudó a reducir la transmisión del virus hasta en un 60%.

«Sin lugar a dudas, el factor más fuerte en nuestros modelos que se asoció con una transmisión reducida ha sido el distanciamiento social», dijo el pediatra David Rubin del Hospital de Niños de Filadelfia a UPI y líder de la investigación.  

Sin embargo, para entender la transmisión debemos conocer una palabra clave: el factor R, o el número de reproducción. En el caso de enfermedades infecciosas como el COVID-19, R determina cuántas personas serán infectadas por cada persona que ya tenga el virus.

Para vencer con éxito al nuevo coronavirus, se necesita que el valor de R sea menor a 1, lo que significa que cada persona transmite la infección a menos de otra persona, algo que finalmente provoca que cada vez menos personas se infecten. Por el contrario, si el valor R es mayor a 1, la transmisión pasa a ser creciente.

El nuevo estudio

Sabiendo esto ¿qué medidas efectivas se pueden tomar para reducir R? El nuevo estudio dirigido por Rubin nos brinda una de las perspectivas más claras y completas hasta ahora. Los investigadores recolectaron y analizaron datos de 211 condados de EE.UU.,cubriendo más de la mitad (54%) de la población norteamericana.

El equipo de Rubin quería entender qué factores a nivel de condado parecían afectar más al valor R, que varía según el tiempo y el lugar. En el estudio, observando datos del 25 de febrero al 23 de abril, el equipo examinó específicamente el impacto potencial de tres variables en R: el distanciamiento social, la densidad de población y la temperatura del clima. 

Mapa de EE.UU.
Mapa de EE.UU. mostrando a los casos confirmados por condado y su intensidad: azul R0 y rojo R4

En el nuevo estudio, el distanciamiento social se midió mediante datos de ubicación móvil a nivel de condado, estimando los niveles de visitas a negocios no esenciales durante las medidas restrictivas de movilización, en comparación con las tendencias previas a la pandemia. Los resultados indican que las medidas de distanciamiento social están vinculadas con las mayores reducciones de valor R en general.

Tal y como lo mencionamos al comienzo, en promedio, los investigadores encontraron que una disminución del 50% en las visitas a negocios no esenciales se correlacionó con una caída del 46% en R, mientras que una disminución del 75% en las visitas a negocios no esenciales se correlacionó con una caída del 60% en R.

Por otro lado, la mayor densidad poblacional también se correlacionó con ligeros aumentos en R. El clima también pareció tener un impacto, aunque nuevamente los efectos no fueron claros: las temperaturas más frías y más cálidas parecían estar vinculadas a valores más altos de R, pero las condiciones primaverales en el medio se correlacionaron con el número R más bajo.

Para tener en cuenta

Sin embargo, en general, el distanciamiento social parece tener mayor efecto en la reducción de la transmisión. Se debe tener en cuenta que todos estos son datos de observación, por lo que no se puede confirmar ningún efecto real, sino más bien tener conjeturas informadas sobre lo que podría estar funcionando.

Por otro lado, también se debe considerar que este análisis solo se realizó en los Estados Unidos. Aun así, los investigadores afirman que es de vital importancia que escuchemos datos como este y los usemos en el futuro.

«Nuestros datos revelan que, si Estados Unidos hubiera esperado colectivamente más tiempo, se abriera más lentamente y luego mantuviera nuestros tamaños de recolección pequeños, podríamos haber reducido los recuentos de casos como Europa o Canadá”, explica Rubin en un comunicado de prensa.

Por eso, mientras esperamos una vacuna segura, las otras naciones debemos comprometernos con el distanciamiento social y con el uso de mascarillas para controlar la pandemia y evitar más sufrimiento.


Fuente: Science Alert 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *