Microbiólogos crean una forma de utilizar bacterias para eliminar los microplásticos del medio ambiente

Publicado el
Microbiólogos crean una forma de utilizar bacterias para eliminar los microplásticos del medio ambiente

Microplasticos / Flickr

Todo suma en nuestra constante lucha contra la contaminación causada por los plásticos. Microbiólogos de Hong Kong descubrieron una forma de utilizar bacterias para atrapar microplásticos, eliminándolos del medio ambiente y haciendo que sean más fáciles de reciclar. El avance fue presentado en la Conferencia Anual de la Sociedad de Microbiología.

El método utiliza biopelículas bacterianas, una sustancia pegajosa creada por microorganismos, para atrapar partículas microplásticas. Luego, la biopelícula se procesa y se dispersa, liberando las partículas microplásticas para su procesamiento y reciclaje.

Pseudomonas

El investigador Yang Liu de la Universidad Politécnica de Hong Kong y sus colegas utilizaron la bacteria Pseudomonas aeruginosa para capturar microplásticos en un biorreactor. Es fácil de ubicar y previamente se ha demostrado que coloniza microplásticos en el ambiente.

Las biopelículas de P. aeruginosa hacen que los microplásticos se acumulen, y luego, eventualmente, se hundan. Asimismo, genera que en los biorreactores sean más convenientes de recolectar, según Liu.

Una vez se hundieron hasta el fondo del reactor, los investigadores utilizaron un gen de dispersión de biopelículas. Esto provocó que la biopelícula liberara los microplásticos.

Liu explicó que lo descrito “permite la liberación conveniente de microplásticos de la matriz de la biopelícula, la cual hecha de otra manera es difícil y costosa de degradar”. De esta forma, los microplásticos se pueden recuperar más tarde para su reciclaje.

Peligro

Los microplásticos son enormemente problemáticos y representan un riesgo importante para las cadenas alimentarias y la salud humana. No son fácilmente biodegradables y permanecen en los ecosistemas por períodos prolongados, siendo absorbidos por los organismos, y finalmente continuando su transferencia a lo largo de la cadena alimentaria.

Debido a su enorme superficie y capacidad de adsorción, los microplásticos pueden adsorber contaminantes tóxicos, pesticidas, metales pesados y residuos de medicamentos en altas concentraciones.

Ello conduce a una toxicidad biológica y química para los organismos y los seres humanos después del consumo prolongado no intencionado. Además, los microplásticos también son difíciles de eliminar en las plantas de aguas residuales, produciendo su liberación no deseada en el medio ambiente.

Pruebas en el mundo real

Los siguientes pasos de la investigación son trasladar la prueba de concepto del laboratorio a un entorno medioambiental. “A continuación, planeamos aislar e identificar pro-biopelículas naturales, ya sea de las aguas residuales o de ambientes acuáticos, donde muestran una mayor capacidad para colonizar y formar biopelículas en microplásticos”, dijo Liu.

El objetivo de los científicos es que la técnica eventualmente se use en plantas de tratamiento de aguas residuales para evitar que los microplásticos escapen a los océanos. Asimismo, deben encontrar compuestos naturales para estimular la dispersión de la biopelícula de los aislamientos bacterianos formadores de pro-biopelículas.

Los microplásticos son un gran problema y se necesitan más técnicas para eliminarlos de nuestro medio ambiente de forma segura. Los métodos actuales para su eliminación, como la incineración o el almacenamiento en vertederos, son limitados y tienen sus propias desventajas. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *