Nueva estimación: el Universo tiene casi 14.000 millones de años

Publicado el
Nueva estimación: el Universo tiene casi 14.000 millones de años

Luego de estudiar el fondo cósmico de microondas (CMB), un equipo de astrónomos acaba de estimar la edad del universo en 13.770 millones de años. Esta nueva medición le da un nuevo giro a este candente debate en la comunidad astrofísica.

El estudio, liderado por Steve Choi de la Universidad de Cornell, se publicó en Journal of Cosmology and Astroparticle Physics.

La edad del Universo

En los últimos años, diversos estudios han intentado estimar la edad del universo a partir de diferentes métodos. Por ejemplo, en 2019, un equipo de científicos, que estudiaba el movimiento de las galaxias, encontró que el universo tenía entre 12.500 y 13.000 millones de años.

Estas mediciones mostraban que el universo era mucho más joven de lo que anteriormente había estimado la Planck Collaboration en 2016. Aquí, los científicos utilizaron datos del observatorio espacial Planck para encontrar que el universo tenía una edad aproximada de 13.800 millones de años.

Esta discrepancia entre ambas mediciones despertó dudas en muchos científicos quienes se preguntaron si era necesario un nuevo modelo para el universo. También elevó la pregunta: ¿cuál era la edad real del universo?

Coincide con Planck

Ahora, un equipo de científicos acaba de estimar que la edad del universo sería 13.770 millones de años, con una incertidumbre de 40 millones de años. Este número “coincide con el proporcionado por el modelo estándar del universo, así como las mediciones de la misma luz realizadas por el satélite Planck de la Agencia Espacial Europea”, explicaron en un comunicado oficial.

“Ahora hemos encontrado una respuesta en la que Planck y ACT están de acuerdo”, dijo Simone Aiola, investigadora del Centro de Astrofísica Computacional del Instituto Flatiron. «Habla del hecho de que estas difíciles mediciones son fiables».

Discrepancias

El hecho de que ambas mediciones no coincidan no significa que alguna de las partes haya hecho algo mal. Es posible que nuestro modelo cosmológico carezca de algo o que nuestras mediciones no sean adecuadas.

“La creciente tensión entre estas mediciones distantes versus locales de la constante de Hubble sugiere que podemos estar al borde de un nuevo descubrimiento en cosmología que podría cambiar nuestra comprensión de cómo funciona el Universo”, explica Michael Niemack, coautor del estudio.

«Todavía tenemos que extraer toda la información de los datos que recopilamos con el Telescopio de Cosmología de Atacama», declaró Choi. “Tengo la esperanza de que aprendamos física aún más emocionante sobre nuestro universo con los próximos experimentos en Atacama, como CCAT-prime y el Observatorio Simons”. El telescopio en CCAT-prime pasó a llamarse Telescopio Submilimétrico Fred Young en septiembre, y observará una gran cantidad de características cosmológicas, mientras que el Observatorio Simons enfocará sus capacidades de observación en el fondo cósmico de microondas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.