¿Podríamos cultivar tormentas eléctricas para obtener energía?

Publicado el
¿Podríamos cultivar tormentas eléctricas para obtener energía?

Las fuentes eólicas y solares se han convertido en campeones de la energía limpia. Pero, ¿pueden los humanos aprovechar los rayos de la misma manera?

Claro, es tentador imaginar aprovechar la energía eléctrica desatada durante una tormenta eléctrica. Después de todo, el rayo promedio contiene un estimado de cinco mil millones de julios. Sin embargo, capturar y usar esta energía plantea una serie de desafíos.

El primer enigma: saber dónde caerá un rayo. Aunque los rayos ocurren aproximadamente 100 veces por segundo en todo el mundo, estos destellos son erráticos e impredecibles, con solo una pequeña proporción que llega al suelo.

El siguiente desafío sería convertir la energía en una forma utilizable. Los objetos alcanzados por un rayo pueden calentarse a más de 20.000 °C, y la diferencia de potencial generada es de alrededor de cien millones de voltios. Crear equipos capaces de soportar con seguridad estas condiciones extremas sería difícil. Cualquier energía capturada tendría que ser utilizada inmediatamente o almacenada. Pero no acaba ahí. Convertirla a la corriente alterna de bajo voltaje que alimenta nuestros hogares es extremadamente difícil.

Finalmente, la cantidad de energía que se podría cosechar de los rayos no justificaría el esfuerzo. Los cinco mil millones de julios en un rayo ascienden a aproximadamente 1.400 kWh, suficiente para alimentar un hogar promedio del Reino Unido durante unos cuatro meses. Sin embargo, una proporción significativa de esta energía se disipa en la atmósfera en forma de calor.

Todo esto explicaría por qué la última organización que se sabe que ha considerado la idea (una compañía estadounidense llamada Alternate Energy Holdings) se rindió en 2007, declarando: «Francamente, no pudimos hacer que funcionara».

Fuente: Sciencefocus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.