Un gas de origen desconocido es descubierto cerca del centro de la Vía Láctea

Publicado el
Un gas de origen desconocido es descubierto cerca del centro de la Vía Láctea

Imagen referencial (Wikimedia Commons)

Un equipo internacional de científicos observó, por primera vez, gas frío y denso que salió disparado desde el centro de la Vía Láctea.

Por el momento, el origen de esta expulsión todavía sigue siendo un misterio. Sin embargo, el equipo está seguro que sus hallazgos podrían tener implicaciones importantes para el futuro de nuestra galaxia.

Los detalles de la investigación fueron publicados en Nature.

Nunca antes visto

Sabemos que el centro de la Vía Láctea alberga varios procesos de alta energía que han afectado fuertemente las regiones internas de la galaxia. La actividad del agujero negro supermasivo en el centro galáctico, junto con otros procesos, expulsan materia y energía del disco en forma de viento galáctico.

Anteriormente se había observado gas multifásico dentro de este flujo saliente, incluidos gas altamente ionizado caliente, gas ionizado cálido y gas atómico frío. Sin embargo, hasta la fecha, nunca se había observado gas molecular saliendo del centro de la galaxia.

Gas molecular

El gas molecular cumple un papel fundamental en la formación de estrellas. Estas se forman cuando regiones de una nube de gas molecular sufre inestabilidad gravitacional, lo que la lleva a contraerse hasta formar protoestrellas.

Los datos indican que la masa del gas molecular expulsado no es despreciable. Esto podría afectar la tasa de formación estelar en las regiones centrales de la galaxia.

“Cuando expulsa mucha masa, está perdiendo parte del material que podría usarse para formar estrellas, y si pierde la suficiente, la galaxia ya no puede formar estrellas en absoluto”, explica el profesor McClure-Griffiths, quien es coautor del estudio.

“Ser capaz de ver indicios de que la Vía Láctea está perdiendo este gas formador de estrellas es algo emocionante, ¡te hace preguntarte qué va a pasar a continuación!”, añade.

¿Qué produjo esta expulsión?

“El viento en el centro de la Vía Láctea ha sido tema de mucho debate desde el descubrimiento hace una década de las llamadas Burbujas de Fermi, dos orbes gigantes llenos de gas caliente y rayos cósmicos”, dijo el profesor McClure-Griffiths.

La presencia de este gas frío, denso y de alta velocidad es desconcertante, porque ni Sagitario A* – el agujero negro supermasivo en el centro de la galaxia – en su nivel actual de actividad ni la formación de estrellas en el interior de la galaxia parece ser una fuente viable para este material.

“No sabemos cómo el agujero negro o la formación de estrellas pueden producir este fenómeno”, explicó el Dr. Enrico Di Teodoro, autor principal. “Todavía estamos buscando la pistola humeante (u origen), pero se vuelve más complicado cuanto más aprendemos sobre él”.

Enrico enfatizó que era la primera vez que se observa algo como esto en nuestra galaxia. Vemos este tipo de procesos que ocurren en otras galaxias, pero en ellas los agujeros negros son mucho más masivos y tienen tasas de formación estelar altas. Esto hace sencillo para la galaxia expulsar material.

“Y estas otras galaxias obviamente están muy lejos, no podemos verlas con mucho detalle”, añadió. “Nuestra propia galaxia es casi como un laboratorio en el que podemos entrar y tratar de comprender cómo funcionan las cosas mirándolas de cerca”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.