Rusia prueba con éxito su cohete pesado Angara A5

Publicado el
Rusia prueba con éxito su cohete pesado Angara A5

Cohete pesado Angara A5 / Ministerio de Defensa de Rusia

El regreso de un peso pesado. El último 14 de diciembre, las Fuerzas Aeroespaciales Rusas llevaron a cabo el lanzamiento de prueba del vehículo de lanzamiento pesado Angara-A5. De acuerdo a Roscosmos, el lanzamiento tuvo lugar a las 8:50 hora de Moscú y se realizó con normalidad.

El desarrollo de los cohetes de la familia Angara ha continuado desde la década de los 90. Inicialmente, incluía los cohetes de clase ligera Angara-1, clase media Angara-A3, clase pesada Angara-A5 y superpesado Angara-A5B. Las diferentes versiones del vehículo de lanzamiento utilizaron un número diferente de módulos de cohetes acoplados.

La prueba para el vehículo de lanzamiento pesado Angara-A5 tuvo lugar desde el cosmódromo de Plesetsk. A los 12 minutos y 28 segundos después del despegue, el bloque orbital de la etapa superior Briz-M se separó de la tercera etapa. De acuerdo a TASS, el Angara-A5 será observado por equipos terrestres de las fuerzas aeroespaciales rusas.

Este es el segundo lanzamiento consecutivo del vehículo Angara-A5. La primera prueba tuvo lugar el 23 de diciembre de 2014 y también se produjo desde el cosmódromo de Plesetsk. A bordo del cohete había un modelo de satélite de grandes dimensiones y se consideró como exitoso.

Otros detalles 

“Los cohetes Angara no utilizan propulsores agresivos y tóxicos, lo que aumenta significativamente la seguridad ambiental tanto en las áreas adyacentes al complejo de lanzamiento como en la misma”, dijo Roscosmos en un comunicado.

Una vez que la línea de cohetes esté lista, Angara permitirá a Rusia lanzar satélites en órbita geoestacionaria desde su propio territorio utilizando combustible ecológico. Estos satélites se lanzan ahora desde el cosmódromo de Baikonur en Kazajstán a bordo los cohetes Proton, que utilizan combustible de hidracina tóxico.

Se suponía que este segundo vuelo de prueba tendría lugar en 2016, pero los problemas de producción y entrega con las piezas y los subcontratistas retrasaron la misión cuatro años más. También se suponía que el cohete llevaría una carga útil operativa en el espacio, pero se decidió llevar otra carga útil ficticia, explicó RussianSpaceWeb.com.

En 2016, se informó que Roscosmos planeaba abandonar la construcción del cohete súper pesado Angara-A5V con una etapa superior de oxígeno e hidrógeno. Pero esto nunca sucedió, en parte porque el Angara-A5V es parte del programa lunar ruso.

Además de Rusia, SpaceX también está buscando construir cohetes pesados. De hecho, ya en 2018 probó con éxito su cohete Falcon Heavy, el cual lanzó un auto Tesla más allá de la órbita de Marte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.