Un planeta lejano parecido a Júpiter puede ser el más oscuro que se haya encontrado

1

Los astrónomos han descubierto uno de los planetas más oscuros que han podido detectar. Está tan oscuro que lo comparan con el carbón.

WASP-104b es un gigante de gas rápido. Es un planeta de la masa de Júpiter que orbita su estrella una vez cada 1.75 días. El planeta circunda cerca de su estrella, por lo que recibe suficiente radiación como para que sus nubes sean barridas, dejando que salga el potasio y el sodio. Esos elementos, que se encuentran en la capa neblinosa, absorben más del 97 al 99 por ciento de la luz que llega a la superficie del planeta, lo que sitúa a este mundo en una clase rara de planetas “oscuros” que casi no reflejan ninguna luz.

“De todos los planetas oscuros que pude encontrar en la información que hemos recolectado durante todo este tiempo, estos son los cinco primeros”, dice Teo Mocnik en la Universidad de Keele en Newcastle, Reino Unido, quien dirigió la investigación. “Creo que los tres mejores”.

Esos tres planetas principales, que incluyen TrES-2b y HAT-P-7b, parecen absorber la misma cantidad de luz. Entonces, la competencia por el planeta más oscuro jamás encontrado podría reducirse a unas pocas fracciones de un porcentaje o un pequeño margen de error en las observaciones.

Encontrando la oscuridad
Si WASP-104b refleja tan poca luz, ¿cómo lo encontramos? Por su sombra, esencialmente. Cuando un planeta cruza delante de su estrella, haciendo un “tránsito”, borra parte de la luz de la estrella.

El planeta se descubrió originalmente como parte del proyecto Wide angle Search for Planets en 2014, pero parecía ser un gigante gaseoso caliente bastante típico. En ese momento, se destacaba por su rápida órbita en comparación con otros gigantes veloces de la clase de los llamados Júpiter calientes, gigantes de gas masivos que rodeaban sus estrellas en pocos días. Pero no pudimos identificar cómo era el planeta.

Más tarde, el Telescopio Espacial Kepler lo identificó como parte de un subgrupo más raro de Júpiter calientes que absorben mucha más luz de la que reflejan y descubrieron que podría ser el más oscuro jamás visto. Kepler registró repetidamente el período anterior y posterior a su tránsito, lo que puede arrojar pistas sobre el planeta en sí, incluida la cantidad de luz que se refleja en él. La respuesta fue … casi ninguna.

Obteniendo la imagen
Entonces, ¿cómo se vería? Tal vez un poco amoratado.

“Cuando dicen que es más oscuro que el carbón, es un poco engañoso”, dice Adam Burrows, de la Universidad de Princeton, quien fue coautor de un artículo en 2000 que predecía planetas oscuros como estos. “Probablemente va a ser violeta o algo así”.

Añadió que cuando estos planetas negros orbitan enanas marrones, pueden terminar con un matiz magenta. Este oscurecimiento también puede sucederle a cualquier mundo cercano que tenga una atmósfera intacta, donde el material de niebla o neblina se haya hundido más profundamente, dejando que el potasio y el sodio prosperen en las capas superiores de la atmósfera.

El Telescopio Espacial James Webb y otros observatorios deberían ser capaces de ver cómo son realmente estos planetas oscuros, y dar una idea de por qué algunos Júpiter calientes todavía brillan mientras que otros acumulan luz. Observar los espectros y las curvas de luz de los planetas en infrarrojo debería revelar cómo son realmente estos mundos, y si son tan oscuros como parecen.

Referencia: arxiv.org/abs/1804.05334
Leer más: El planeta más caliente hasta el momento es dos veces el tamaño de Júpiter y caliente como una estrella

Este artículo fue publicado originalmente en New Scientist por John Wenz

Compartir.

Acerca del Autor

Yo soy Robotitus, el administrador de esta página. Si gustas puedes llamarme Titus.

1 comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: