Científicos descubren un posible tratamiento antiviral para pacientes COVID-19

Publicado el
Científicos descubren un posible tratamiento antiviral para pacientes COVID-19

Representación artística del SARS-CoV2 / Pixabay

Mientras las vacunas contra la COVID-19 llegan a todas las personas, necesitaremos de otras herramientas como medicinas. Por eso, investigadores de la Universidad de Nottingham descubrieron una nueva propiedad antiviral de un fármaco que podría ser de ayuda en esta emergencia. El estudio fue publicado en Virus.

La investigación muestra que la tapsigargina es un prometedor antiviral de amplio espectro, altamente eficaz contra el SARS-CoV-2. No solo eso, también puede ayudar contra un coronavirus del resfriado común, el virus respiratorio sincitial (RSV) y el virus de la influenza A.

Fármaco conocido

El equipo, liderado por el profesor Kin-Chow Chang, cree que como las infecciones respiratorias agudas causadas por diferentes virus son clínicamente indistinguibles en la presentación, un fármaco que pueda dirigirse a diferentes tipos de virus al mismo tiempo podría mejorar significativamente el tratamiento clínico. Un antiviral de este tipo podría estar disponible para uso comunitario a fin de controlar la infección activa y su propagación.

“La pandemia actual destaca la necesidad de antivirales eficaces para tratar infecciones activas, así como vacunas, para prevenir la infección”, explicó Chang. “Dado que es probable que las futuras pandemias sean de origen animal (…), una nueva generación de antivirales, como la tapsigargina, podría desempeñar un papel clave en el control y tratamiento de infecciones virales importantes”, agregó.

En este innovador estudio, el equipo de expertos descubrió que, en pequeñas dosis, el antiviral desencadena una respuesta inmune innata antiviral de amplio espectro. Además, la respuesta es altamente eficaz y centrada en el huésped contra tres tipos principales de virus respiratorios humanos, incluido el SARS-CoV2.

Seguro y efectivo

Sus características clave basadas en estudios con células y animales, hacen de la tapsigargina un antiviral prometedor. Por ejemplo, el fármaco demostró ser eficaz contra una infección viral ya sea usada antes o durante una infección activa. Además, es capaz de evitar que un virus haga nuevas copias en las células durante al menos 48 horas después de una sola exposición de 30 minutos.

Por otro lado, la tapsigargina es segura y estable en pH ácido, como el del estómago. De forma que, puede administrarse por vía oral, sin necesidad de inyecciones o ingreso hospitalario.

Otras ventajas del fármaco son que, no es sensible a la resistencia a virus y es al menos varios cientos de veces más eficaz que las opciones antivirales actuales. Finalmente, es eficiente para bloquear la infección combinada con coronavirus y la influenza A, así como en la infección por un solo virus.

“Si bien todavía estamos en las primeras etapas de la investigación, estos hallazgos son enormemente significativos”, dijo el profesor Chang. Los resultados actuales son sin duda, prometedores.

De hecho, el virus de la influenza, el coronavirus y el RSV son patógenos globales tanto de humanos como de animales. La tapsigargina representa un compuesto líder en el desarrollo de una nueva generación de potentes antivirales centrados en el huésped. Otros medicamentos antivirales convencionales atacan directamente a los virus. Finalmente, podría ayudarnos incluso con otra epidemia emergente, como la temida Enfermedad X.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.