Descubren una ‘supertierra’ cerca de una de las estrellas más antiguas de nuestra galaxia

Publicado el
Descubren una ‘supertierra’ cerca de una de las estrellas más antiguas de nuestra galaxia

Interpretación artística de TOI -561b. (Observatorio WM Keck/Adam Makarenko)

Un equipo de astrónomos ha descubierto una supertierra rocosa y caliente orbitando una de las estrellas más antiguas de la galaxia. La existencia de este mundo, llamado TOI-561b, es sorprendente porque nos indica que los planetas rocosos han estado en formación mucho antes de lo pensado.

«TOI-561b es uno de los planetas rocosos más antiguos descubiertos hasta ahora», dijo Lauren Weiss, autora principal del estudio. «Su existencia muestra que el universo ha estado formando planetas rocosos casi desde su inicio hace 14 mil millones de años».

El estudio, presentado en la 237ª reunión de la American Astronomical Society, fue aceptado en The Astronomical Journal y se está disponible en arXiv.

Una supertierra llamada TOI-561b

El equipo de Weiss, de hecho, descubrió tres planetas orbitando a la estrella TOI-561. Pero el que más llamó la atención fue un planeta con tres veces la masa de la Tierra: TOI-561b.

Este planeta es aproximadamente un 50 por ciento más grande que el nuestro, pero necesita solo medio día para orbitar su estrella. “Por cada día que estás en la Tierra, este planeta orbita su estrella dos veces”, dijo el astrofísico planetario Stephen Kane.

Esto es debido a que el planeta se encuentra muy cerca a su estrella, lo que también genera temperaturas realmente altas. Su temperatura superficial promedio estimada es de más de 2000 grados Kelvin, demasiado alta como para albergar la vida como la conocemos.

Un planeta extremadamente antiguo

Adicionalmente, Kane dijo que, aunque TOI-561b tiene aproximadamente tres veces la masa de la Tierra, el equipo calculó que su densidad era la misma que la de nuestro planeta.

«Esto es sorprendente porque se esperaría que la densidad fuera mayor», dijo Kane. «Esto es consistente con la noción de que el planeta es extremadamente antiguo».

Cuanto más antiguo es un planeta, es probable que sea menos denso. Esto se debe a que no habría tantos elementos pesados en el momento de su formación.

Los elementos pesados se producen dentro de las estrellas y son expulsados al espacio cuando las estrellas mueren. Estas enriquecen el medio interestelar de elementos a partir de los cuales se pueden formar nuevos planetas y estrellas.

Además, la estrella TOI-561 pertenece a una población rara de estrellas llamada disco galáctico grueso. Las estrellas de disco grueso son químicamente distintas, tienen menos trazas de elementos pesados, como el hierro, que las estrellas comunes de la galaxia. Esta característica sugiere que se formaron temprano, hace aproximadamente 10.000 millones de años.

Los astrónomos están continuamente tratando de comprender la relación entre la masa y el radio de los planetas que encuentran. Esto podría darnos información sobre su estructura interior.

“La información sobre el interior de un planeta nos da una idea de si la superficie del planeta es habitable para la vida tal como la conocemos”, dijo Kane. “Aunque es poco probable que este planeta en particular esté habitado hoy en día, puede ser un precursor de muchos mundos rocosos aún por descubrir alrededor de las estrellas más antiguas de nuestra galaxia”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.